Cambios en la piel y el cabello durante el embarazo

estrias en el embarazo

La mayoría de mujeres sufren cambios en la piel y el cabello durante el embarazo. Todos estos cambios son totalmente normales y suelen desaparecer después del embarazo. Entre los cambios más probables se encuentran las estrías gravídicas que aparecen en el abdomen e incluso en las caderas, nalgas y senos. A medida que el bebé va creciendo aparecen estas estrías que pueden ser de color marrón, rojo o púrpura. Se ha comprobado que las lociones y los aceites reducen notablemente las estrías.

Debido a los cambios hormonales pueden sucederse otros cambios en la piel entre los que se encuentran:

  • Parches amarillentos o de color marrón alrededor de los ojos y encima de la nariz y mejillas llamado “máscara del embarazo o en el término médico, cloasma.
  • Algunas mujeres presentan también una línea negra en la parte inferior del abdomen.

Para prevenir estos cambios lo mejor es evitar el sol, además de utilizar un buen protector solar cuando salga al exterior, ya que el sol podría hacer estos cambios más notorios, los cuales se desvanecerán pasados unos meses desde el nacimiento de su bebé.

Además de los cambios producidos en la piel, las mujeres embarazadas pueden notar ciertos cambios tanto en la textura como en el crecimiento del cabello que crecen rápidamente y se hace más fuertes. Algunas mujeres comentan que después del parto notan que el cabello y las uñas se debilitan que volverán más tarde a su estado natural. Estos son los principales cambios en el cabello y la piel durante el embarazo, que como todo proceso precisa de tiempo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *