Beneficios y propiedades saludables del aceite de oliva

El conocido “oro líquido” es una bendición para los seres humanos. El aceite de oliva es muy rico en propiedades nutricionales que no solo nos benefician interiormente sino exteriormente también. Es bueno para el organismo y también para el pelo y la piel.

Destacamos sobre todo su buena acción de controlar el colesterol gracias al ácido oleico que está presente en su composición. Posee antioxidantes útiles para el envejecimiento, por esta razón se puede utilizar también para evitar las marcas de expresión del rostro.

El aceite de oliva es un producto estrella de la dieta mediterránea, se consumo se ha extendido a todos los países del mundo aunque es un producto más caro que otros tipos de aceites vegetales que podemos encontrar en el mercado.

Historia del aceite de oliva

El aceite de oliva tiene una gran tradición histórica en España. Se cree que fueron los fenicios los que empezaron con el cultivo de los olivos por las islas griegas y consiguieron llegar a las costas españolas hace más de 3.000 años.

El aceite de oliva se ha extendido desde los ámbitos de la cocina hasta la medicina. A día de hoy está presente en multitud de laboratorios que analizan las propiedades y los beneficios que nos otorga.

No sólo tenemos que consumirlo por cuestiones de paladar, sino que puede llegar a mejor nuestro estado de salud.

El cultivo de los olivos y por ende la producción de aceite de oliva se extiende desde Extremadura, Cataluña, Andalucía, Castilla la Mancha, Valencia y Aragón, por esta razón, podemos encontrar muy buenos aceites con diferentes denominaciones de origen.

El coste del aceite de oliva sigue siendo elevado en comparación a otros aceites vegetales porque se considera un producto muy beneficioso para el organismo, y su elaboración requiere pasos tradicionales y son más costosos de realizar.

Tipos de aceite de oliva

Como comentábamos, existen diferentes tipos de aceite según la zona donde se haya fabricado. Esto da lugar a una clasificación del aceite según su origen, producción, el cultivo del olivo, la preparación y elaboración y la raza de la aceituna.

Las diferencias entre uno y otro no sólo es el sabor, sino también sus cualidades nutricionales que pueden resultar más o menos beneficiosas.

  • Aceite de oliva. Se entiende como la mezcla del aceite de oliva virgen y el aceite de oliva refinado. Este último es el que procede del aceite de mala calidad o rampante el cual sufre un proceso de depuración. Su acidez máxima es de 1,5º.
  • Aceite de oliva virgen. Es el que se ha obtenido únicamente por procedimientos que no alteren el producto. No tiene que contener productos químicos alguno, y su acidez máxima es de 0,5º.
  • Aceite de oliva virgen extra. Este es el aceite de oliva su acidez máxima está en 0.8º.
  • Aceite de oliva virgen extra ecológico. Para los consumidores más preocupados del medio ambiente y buscan productos de cultivo ecológico, deciden comprar este tipo de aceite. El precio es un tanto más caro, pero se clasifica como producto gourmet. Este aceite se produce cultivando el olivo sin productos químicos por lo que sus propiedades se quedan intactas.
  • Aceite de orujo de oliva. Este último tipo de aceite se realiza a partir de los restos de las aceitunas tras haber sustraído el aceite de oliva virgen. Después se mezcla con aceite de oliva y aceite refindo. Su acidez es de 0,5º.

En España encontramos 32 denominaciones de origen protegidas de este producto, encontramos más de 2.000 marcas y hay más de 1.300 envasadoras. Es Jaén la provincia que más produce este preciado alimento.

Propiedades del aceite de oliva

De estos aceites, el de oliva es el más rico en ácido oleico, una grasa monoinsaturada que actúa sobre el colesterol y baja sus niveles. Por otro lado, contiene gran cantidad de antioxidantes y nutrientes que actúan como antiinflamatorios.

Estos valores nutricionales hacen que sea un alimento que evita padecer del corazón, además de que previene el envejecimiento prematuro de la piel y combate a los radicales libres.

Beneficios del aceite de oliva

El aceite de oliva se utiliza para cuidar nuestro organismo. A continuación os contamos cuáles son los beneficios que más destacamos y por qué tiene esa fama tan merecida. Recordamos que se utiliza tanto para la salud en general como para hacer tratamientos de belleza del cabello o la piel.

  • El aceite de oliva se presenta como un protector cardiovascular natural.
  • Baja las tasa de colesterol malo y aumenta el colesterol bueno.
  • Previene la muerte celular porque cuenta con antioxidantes que actúan como protectores para la piel.
  • Es bueno para evitar la presión arterial alta, es decir, la hipertensión.
  • Trata las enfermedades del corazón.
  • Estimula el trabajo de la besícula biliar.
  • Mejora nuestra digestión.
  • Puede evitar y prevenir la aparición de ciertos tipos de cáncer.
  • Favorece la absorción del calcio y su mineralización, estimula así el desarrollo y el crecimiento del organismo.
  • Se puede utilizar de forma tópica y se pueden realizar masajes para mejorar la salud de la piel.
  • Se puede aplicar a las puntas del cabello como sérum reparador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *