Beneficios y propiedades del sirope de Agave

Sirope agave alternativa al azúcar

Si estás en la búsqueda de un sustituto del azúcar y no sabes por cuál decantarte tienes que tener en cuenta que el sirope de agave puede ser una muy buena alternativa. 

En este artículo te contaremos qué es exactamente este sirope o jarabe de agave, para qué sirve, qué beneficios tiene y cómo se usa. 

El sirope de agave se suele aconsejar a todas aquellas personas que quieren seguir endulzando sus días pero sin poner en peligro su figura. Actualmente en los supermercados encontramos muchas alternativas al azúcar y son ideales para todas aquellas personas que quieran perder peso.

En el mismo estante que el azúcar o la miel, encontramos muchos edulcorantes de diferentes tipos, como la stevia o en este caso, el sirope de agave, un producto que se puede utilizar tanto en alimentos preparados y bebidas. 

azúcar en forma de caramelo

¿Qué es exactamente el sirope de agave?

El jarabe o el sirope de agave también se conoce como néctar de agave, y se produce a partir de la planta del mismo nombre. Es una planta que es originaria de México, y de sus hojas se extrae la savia, un líquido que después de hervir durante horas, adquiere una consistencia mucho más sólida y parecida a un jarabe de color marrón y sabor dulce.

De esta planta, que es el Agave, también se consigue elaborar bebidas fermentadas como es el tequila. La savia de los agaves es rica en inulina, una fibra soluble formada tanto por fructosa que están unidas a una glucosa.

Cuando el sirope se convierte en más oscuro, más dulce y más fuerte es su sabor, que recuerda además al del caramelo. Casi todo el azúcar que contiene es conocido como fructosa, este sirope cuenta con una mayor capacidad de endulzamiento que el azúcar.

¿Cómo se utiliza el sirope de agave?

El sirope de agave tiene una consistencia parecida a la miel, pero un poco más líquida, se disuelve de una forma más rápida y su sabor neutro, además permite que sea utilizada en muchas recetas como un sustituto del azúcar normal, tanto para endulzar bebidas calientes, frías, repostería o tus recetas de toda la vida.

Tenemos que tener en cuenta que ante la peculiaridad del sirope de agave tenemos que ser conscientes que no siempre podremos sustituir el azúcar de una receta por el sirope de agave, pero sí que lo podemos intentar.

Exfoliante de azúcar

Niveles de azúcar el sirope de agave

El sirope de agave si que aumenta los niveles de azúcar, aunque no tanto como como el azúcar blanco refinado. Esto ocurre porque no contiene tanta glucosa, el sirope de agave contiene principalmente fructosa, que se metaboliza de forma distinta al azúcar.

Aunque sea más saludable que el azúcar, tenemos que recalcar que un exceso de este sirope de agave puede aumentar nuestros niveles de ácido úrico, de triglicéridos y el colesterol. 

Propiedades del sirope de agave

El sirope de agave se puede encontrar en la gran cantidad de supermercados de hoy en día, y se trata de un producto que contiene 99,5% de azúcar, que ha perdido toda la fibra, los minerales y las vitaminas. 

En cuanto a la composición, encontramos que se trata de un 92% de fructosa y un 8% de glucosa. Al ser rico en fructosa, no estimula la producción de insulina tanto como el azúcar, lo que lo convierte en un alimento más apto para los diabéticos.

El agave tiene un contenido similar al azúcar, pero lo que venimos a decir es que la fructosa es más dulce, por lo que con una menor cantidad se podrá endulzar lo suficiente ahorrando calorías.

Estos son las propiedades que más destacamos:

  • Es más dulce que el azúcar, por lo que se necesita menos cantidad para endulzar una receta u otro alimento.
  • Tiene un índice glucémico más bajo que el azúcar, lo que permite adelgazar de una forma más rápida.
  • Tiene menos calorías que el azúcar blanco. 

¿Cuál es la equivalencia para utilizar el sirope de agave como azúcar?

Como hemos ido adelantando, este delicioso sirope endulza más que el azúcar, por lo que la equivalencia la podríamos sustituir en que cuando se utilizan 100 gramos de azúcar, se necesitarían 75 gramos de sirope de agave.

Por lo que para cualquier tipo de receta en la que queramos utilizar el sirope de agave, tendríamos que multiplicar por 0,75. Es decir, la cantidad de azúcar x 0,75 = cantidad necesaria de sirope de agave en gramos.

Miel o azúcar más calorías

Jarabe de agave como alternativa saludable.

Por lo general, se recomienda como una alternativa saludable al azúcar por diferentes razones:

  • El índice glucémico del sirope de agave es de sólo 20, mientras que el de mesa es de 70.
  • Es muy útil para todas las personas que buscan adelgazar.
  • La fructosa no estimula la producción de insulina y el jarabe de agave es un alimento especialmente adecuado para los diabéticos.
  • Su mayor desventaja es el alto nivel de fructosa. 

¿La fructosa es un problema para la salud?

Podríamos decir que el mayor problema del sirope de agave es que a pesar de tener un índice bajo glucémico, si que tiene un alto nivel de fructosa, ya que se encuentra entorno en un 90%. Es cierto que toda fruta contiene fructosa y ésta es saludable ya que se acompaña de fibra, sin embargo, este sirope ha perdido gran cantidad de fibra y ya no es tan saludable.

La fructosa se absorbe lentamente antes de llegar al hígado, y se transforma en grasa por el hígado, lo que lleva a un aumento del peso si se consume de una manera descontrolada. También puede causar una cierta resistencia a la leptina, la hormona encargada de enviar los signos de saciedad para dejar de comer.

Un exceso de fructosa se asocia a un desarrollo de la obesidad, hipertensión, una mayor resistencia a la insulina y la diabetes de tipo de 2. También es inadecuado para las personas con intolerancia a la fructosa.

Calorías del sirope de agave

El jarabe de agave no es un producto light, aunque sea saludable no significa que no nos engorde, por 100 gramos de producto obtendríamos alrededor de 305 calorías, mientras que el azúcar nos aportaría cerca de las 390 calorías.

La diferencia, como avanzábamos, es que el sirope de agave endulza más que el azúcar, por lo que necesitaríamos menor cantidad para nuestras recetas, reduciendo así la cantidad de calorías.

Por último, tenemos que tener en cuenta que el sirope de agave nos proporciona sodio, potasio, hierro y vitaminas C y E, pero para disfrutar de todos estos micronutrientes es necesario ingerir una gran cantidad.

Además, la savia al ser expuesta a altas temperaturas, sus enzimas y frutos se convierten en fructosa, y el agave pierde gran parte de sus propiedades.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.