Ayudar al bebé a dormir mejor de los 0 a los 9 meses

El 17 de marzo es el Día Mundial del sueño. La privación del sueño es uno de los aspectos más difíciles de ser un padre, especialmente cuando se es padre o madre primerizo/a. La adaptación a los patrones de sueño del bebé es difícil y se necesita acostumbrar el cuerpo, sobre todo cuando estos patrones van cambiando constantemente.

Existen algunos consejos para madres y padres con bebés recién nacidos de 0 a 9 meses que pueden ayudar a que las noches no sean tan pesadas y que el sueño pueda ser algo mejor. Para poder atender bien a los bebés recién nacidos es muy importante estar descansado y para ello, hay que dormir… aunque sea un poco.

De 0 a 3 meses

Durante las primeras semanas de vida de tu bebé puede dormir entre 16 y 20 horas diarias indistintamente de que sea de día o de noche, y estar despiertos en tiempos cortos de alrededor una hora durante el día. Para poder sacar provecho de tu sueño y que las noches en vela no te afecten demasiado piensa en lo siguiente:

  • Asegúrate de que tu bebé está alimentado con regularidad y que tiene el pañal seco. Si el bebé siente molestias llorará y se despertará de su sueño.
  • Los recién nacidos pasan mucho tiempo tumbados sobre sus espaldas para dormir, es importante cambiarles de postura para que se sientan cómodos y cuando están despiertos mantenerlos en posición vertical (así empezarán a encontrar la diferencia entre despierto y dormido)

padres y bebé

  • Calma a tu bebé antes de que se duerma con un suave movimiento de balanceo y envuélvele con tus brazos, esto ayudará  a que tu bebé se sienta seguro y protegido.
  • Ayuda a que tu bebé aprenda la diferencia entre el día y la noche (luz durante el día en las salas y bajando las luces por la noche)
  • Cambia de ropa a tu bebé por la mañana y por la noche para que aprenda cuando comienza el día y cuando acaba
  • Durante el día mantén a tu bebé en lugares con ruido, por ejemplo poniendo música. Así, cuando haya silencio se dormirá mejor y sabrá que es de noche
  • Mantén rutinas durante el día y la noche y un horario de comidas regulares (aunque sea alimentación a demanda)

De 3 a 6 meses

A esta edad el bebé puede comenzar a dormir toda la noche hacia el final de los seis meses, aunque hay bebés que a los tres meses ya son capaces de dormir toda la noche. Pero es necesario que se sigan rutinas regulares como los tiempo de las comidas, los tiempos de juegos o la hora de dormir. Si repites las rutinas cada día ayudarás a que tu bebé entienda las señales del tiempo de sueño. Un ejemplo de rutina puede ser:

  • Un baño
  • Un masaje mientras se viste al bebé
  • Después de la última alimentación cantar una canción de cuna
  • Darle un beso de buenas noches

Es necesario que encuentres las rutinas que funcionen bien contigo, con tu bebé y con las rutinas familiares. Solo debes asegurarte de que la rutina que seguís es coherente y que siempre sigue el mismo orden, así no confundirás a tu bebé.

Aire acondicionado y bebés

 

De 6 a 9 meses

A esta edad el bebé puede experimentar ansiedad por separación y puede llorar durante la noche porque se despierta y no estás a su lado. No te preocupes mucho, es una fase, solo necesita saber que estás a su lado y que no te has marchado a ninguna parte. En cuanto tu bebé entienda que estás a su lado, todo se calmará. Es importante que los bebés aprendan a dormirse de forma natural. Para ayudar con esto puedes:

  • Para las actividades estimulantes unos 30 minutos antes de la hora de dormir para que tu bebé sepa que llega el momento de la calma, así se dormirá más rápido.
  • Si tu bebé llora ve a consolarle y descubre si quiere comer o solo un poco de amor.

Los bebés son diferentes y no hay una solución única para todos. Es necesario que conozcas a tu bebé para que ambos os sintáis cómodos y relajados cada día.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *