Aprende a escoger tu crema ideal para la piel

Escoger la crema perfecta para tu tipo de piel

 

Las cremas hidratantes que se ofrecen en el mercado son de una gran cantidad de variedades y con diferentes componentes, con colágeno, retinol, silanoles, ceramida, etc., de los cuales no se tiene un verdadero conocimiento y es muy poco lo que se sabe si es conveniente para una determinada clase de piel. 

Cuando tienes que escoger una buena crema para el rostro, por lo general, todas las mujeres optamos y nos dejamos guiar por las marcas comerciales y por las publicidades convincentes que se muestran de ellas. Pero en muy pocas ocasiones se consulta la fórmula, que si prestas atención verás que figura en el folleto o etiqueta del producto. La mayoría de las veces, sucede que una se limita a leer los beneficios de las cremas sin llegar a interpretar la composición del producto. 

De seguro te ha sucedido alguna vez que la enumeración de ácidos, vitaminas, liposomas y demás componentes, te ha confundido. Conocer las clasificaciones habituales en que se dividen las cremas y para qué sirven los ingredientes más empleados o los de última generación, te resultará imprescindible para no fallar en el cuidado de la piel

Cremas de tratamiento que aportan lo que te falta: verás que básicamente, los productos cosméticos se diferencian entre los de limpieza, que abarcan los desmaquillantes, lociones tónicas y pulidoras, y las cremas de tratamiento que se ocupan de reemplazar aquellas funciones que la piel no está cumpliendo con eficiencia. 

En la actualidad, también los desmaquillantes y los tónicos cuentan con principios activos cuya función es proteger la piel. No debes nunca olvidar que el cuidado del cutis comienza a partir de la etapa de la limpieza diaria. 

Para escoger la crema que necesitas, ante todo, debes saber qué clase de cutis posees, si es normal, grasoso, mixto o seco. Pero también debes considerar la edad de tu piel, ya que suele haber diferencias con la edad cronológica. Existen cutis que se deshidratan desde jóvenes debido a la acción del sol, el estrés y la ingesta de medicamentos. Esto también debes considerarlo e tu elección. 

Si luego de probar con una crema notas que tu cutis se ve demasiado graso o no logras quitarle la sequedad, o simplemente no obtienes lo que buscabas con él, intenta por otro hasta encontrar el que se adapte a las necesidades de tu piel

  

  

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *