Alimentación y menopausia

En las mujeres, la etapa adulta en gran medida se corresponde con los cambios hormonales mensuales que desencadena su ciclo reproductor. La menopausia normalmente comienza a los 50 años y la osteoporosis puede darse en este periodo de la vida y subsiguientes, ya que debido a la declinación en la producción de estrógenos, la masa ósea disminuye.

Los niveles reducidos de estrógenos también afectan a los lípidos sanguíneos, lo que ocasiona un aumento en el colesterol sanguíneo. Por todo esto, sigue los siguientes consejos:

  • Dieta abundante en verduras y hortalizas, cereales, pan, pasta, arroz, patatas, legumbres y frutas frescas.
  • Aceite de oliva como fuente principal de grasa, pero con moderación.
  • Es preferible que consumas lácteos y derivados lácteos desnatados y semidesnatados.
  • Coma pescado; el pescado blanco y el marisco tienen menos calorías.
  • El huevo es un alimento muy nutritivo y bajo en calorías (si no está frito); se pueden tomar tres o cuatro a la semana.
  • Selecciona cortes magros de carne, tanto de rojas, como de aves. Los embutidos que es preferible que consuma son jamón cocido y serrano, y fiambre de pavo.
  • Trata que los horarios de las comidas sean lo más regulares posible, ya que ayudan a equilibrar la dieta.
  • Come con moderación, un poco de todo y no mucho de una sola cosa.
  • Cocina con poca grasa, no abuses de los fritos, cocine al vapor, horno, plancha, microondas…
  • Manten, incluso incrementa, el consumo de calcio. Las principales fuentes de calcio son la leche, el yogur y los quesos.
  • Fundamental el ejercicio físico, ya que se ha demostrado que disminuye la pérdida de calcio y mejorará el nivel de grasa en su sangre. Con él se consigue reducir los factores de riesgo de la obesidad: mejora la tensión arterial, los niveles de colesterol y el riesgo cardiovascular. Además, después de la menopausia, contribuye a evitar la descalcificación de los huesos y ayuda a mantener el peso a largo plazo. De hecho, es un factor muy importante para controlar el apetito y mantenerse en el peso adecuado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *