¡Al trabajo y a la escuela!

Las vacaciones de Navidad han pasado demasiado pronto y quizá estos primeros días después de la vuelta al cole y de tu reincorporación al trabajo estén siendo especialmente difíciles tanto para los adultos como para los niños. Si estos días estás siendo demasiado estresantes, tener un plan y seguir los días con preparación es la mejor forma de asegurar una transición sin problemas a la vuelta diaria.

Regresar a la rutina normal no es fácil para nadie… Despertar antes de que salga el sol y que te falten horas en el día para conseguir que todo marche bien no le gusta a nadie. No temas nada porque aunque esto ocurra podrás estar bien. Empieza a levantarse temprano con una sonrisa porque poco a poco te acostumbrarás de nuevo. Si te preparas mentalmente la transición será mucho más fácil.

No lleguéis tarde

¿Alguna vez has tenido uno de esos días donde todo va mal y piensas que ojalá no te hubieras levantado de la cama? Esto se conoce como el efecto dominó y nos tiende a suceder a todos. Para evitar que todos esos dominós se caigan, es necesario que haya un plan establecido desde la noche anterior.

Prepara todo lo necesario para la escuela y para tu trabajo la noche anterior, ordena toda la comida que tendréis en el día y sobre todo, ¡poned el despertador para levantarse a tiempo! Pero igual de importante es despertarse a tiempo para no llegar tarde, que descansar lo suficiente tanto niños como adultos por la noche.

Que no falten las metas

Establecer metas es una excelente manera de ayudarte a mantenerte ocupado durante todo el año. Ya sea que tu nuevo objetivo sea estar más saludable trabajando más o comenzando tu propio negocio, tener una lista de objetivos escrita le dará un poco de impulso para mirar hacia el futuro. ¡A tus hijos también les puedes ayudar en esto!

Quizá ellos quieran aprender a tocar el piano o mejorar en inglés. Apurad las metas de tus hijos y pensad formas para que consiga esas metas… Además de conseguir nuevas metas también les estarás enseñando a conseguir las cosas dividiendo los objetivos en pequeños pasos.

¡Hacia el éxito!

¡Los niños crecen y superan su uniforme tan rápido que a menudo es necesario reemplazarlo cada pocos años, si no todos los años! Los deportes escolares también son algo para recordar al momento de recoger uniformes nuevos, ya sea que tu hijo necesite artículos específicos o no. Mientras lo haces, actualizar tu vestuario podría ser una buena manera de darte un capricho y poner el nuevo año en marcha, recuerde que siempre debes vestirte acorde a tu vida y tu contexto… ¡y cómo te sientas mejor para alcanzar el éxito! Y con tus hijos… ¡igual!

Comer bien… es estar bien

La idea de hacer ejercicio tan temprano en el año probablemente todavía te entristece, pero levantarte y hacer ejercicio es una de las mejores cosas que puedes hacer porque el ejercicio libera endorfinas que aumentan el estado de ánimo.

Una buena idea es trabajar con sus hijos para elegir opciones más saludables para su almuerzo. Esto también puede extenderse a ti. Al preparar el trabajo y los almuerzos escolares con toda la familia, puedes ahorrar tiempo y tomar decisiones de mejor alimentación juntos, ya que, después de todo, una familia sana es una familia feliz.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.