5 razones para visitar al dentista con regularidad

Visitar al dentista

Visitar al dentista con regularidad es la mejor forma de asegurarte de tener siempre una sonrisa de 10, además de una buena salud bucodental. Porque cuidarse la dentadura no es solo una cuestión de estética, ya que la boca es una parte del sistema digestivo y muchos de los problemas del mismo provienen de una mala salud bucodental. Por ello, al igual que cuidamos otras partes del cuerpo, ya que tratar con mimo es parte tan importante de nuestro cuerpo.

Una buena salud bucodental comienza en casa, porque la higiene dental es esencial. Pero sin unas visitas periódicas al dentista es imposible detectar posibles problemas que van apareciendo poco a poco. Si no tienes en tu agenda anotada una visita a tu dentista a corto plazo, enseguida te contamos unas cuantas buenas razones para organizarlo ya y planificar una visita al dentista.

Por qué debes visitar al dentista con frecuencia

Alimentos que blanquean los dientes

Quizá eres de los que piensa que con llevar una buena higiene dental es suficiente para tener los dientes cuidados, un error muy compartido. Pero en cualquier caso totalmente equivocado, ya que existen problemas bucodentales que no son perceptibles y pueden derivar en trastornos importantes en la dentadura. Por otra parte, la boca forma parte del aparato digestivo y muchos problemas estomacales comienzan en ella.

En definitiva, cuidar la salud de tu boca y tus dientes es fundamental para gozar de una buena salud en general. Y por ello, acudir a las visitas regulares con el dentista es esencial, así como lo es visitar al ginecólogo, al oculista o al médico de cacera. Si todavía no te convences, enseguida te explicamos por qué debes visitar al dentista con regularidad.

Para detectar posibles patologías

A veces no detectamos los problemas dentales hasta que ya están avanzados o son más difíciles de tratar. Por ello, no es conveniente esperar a tener un dolor de muelas para ir al dentista. En las visitas de prevención se pueden detectar patologías en sus comienzos y con ello se pueden tratar de una forma más rápida y eficaz.

Detectar posibles malos hábitos

Higiene dental

También es muy importante la revisión del especialista que se asegura de que no existen malos hábitos que pueden dañar la salud bucodental. Uno de los más comunes es el bruxismo, un trastorno que se caracteriza por el desgaste de los dientes. Algo que se provoca de forma inconsciente al rechinar o apretar los dientes al estar dormido o despierto.

Este trastorno puede generar problemas como dolor de cabeza, dolores musculares en el cuello y un desgaste anormal y rápido de las piezas dentales. El dentista puede detectar este y otros malos hábitos en las visitas regulares y tomar medidas como el uso de una férula dental para corregirlos.

Prevenir otras enfermedades

En la boca comienzan muchos problemas que se transforman en enfermedades complejas y en muchos casos bastante severas. Las bacterias que se acumulan entre los dientes pueden terminar causando la pérdida de piezas dentales, problemas en las encías y todo tipo de enfermedades estomacales.

Evitar trastornos en el embarazo

La visita al dentista es la que más sorprende a las embarazadas en las primeras revisiones del embarazo. Pero sin duda se trata de algo fundamental, ya que durante la gestación se pueden provocar diversos problemas dentales debidos a los cambios hormonales que se producen. Si estás embarazada o tienes planeado estarlo en breve, acude a tu dentista para comprobar que todo está bien.

También puedes ahorrar dinero

Muchas personas temen visitar al dentista por el desembolso económico, ya que se trata de un servicio privado. Sin embargo, una visita de control es mucho más económica que un tratamiento. Es decir, ir al dentista con frecuencia te supone una pequeña cantidad de dinero, nada comparable a lo que puede suponer tener que realizar varias visitas en poco tiempo, además del coste de los tratamientos.

Si todas estas razones te parecen pocas, piensa además en la satisfacción de contar con unos dientes bonitos, bien cuidados, sin problemas de mal olor o malos cuidados. Visitar al dentista es una de las mejores maneras de gozar de una buena salud, así como una gran autoestima.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.