5 mascarillas caseras de glicerina para la piel

mascarillas caseras de glicerina 1

Las mascarillas caseras de glicerina son fantásticas para darle a tu piel un aspecto luminoso y bonito, además de dejarla en un estado de hidratación muy óptimo. La glicerina es un compuesto que está formado por ingredientes de origen vegetal, y se utiliza principalmente para la cosmética, ya que sus propiedades humectantes son ideales para hidratar tanto la piel como el cabello.

Hoy me gustaría darte las recetas de 5 mascarillas caseras de glicerina, todas con este ingrediente como principal pero combinado con otros en cada caso. Es importante que nunca utilices solo la glicerina, ya que en su forma pura puede causar problemas en la piel, justo lo contrario de lo que hace cuando está acompañada.

Mascarillas caseras de glicerina

Mascarilla para piel grasa

Esta mascarilla es tan suave que se puede utilizar a diario si lo que quieres es tener una piel libre de impurezas y muy luminosa. Ayuda también a combatir el acné. Se prepara con media cucharada de glicerina líquida, media cucharada de levadura química en polvo y unas gotitas de aceite de árbol de té, todo ello mezclado en un bol sin que queden grumos.

Antes de aplicarla debes limpiar tu rostro de cualquier resto de crema o maquillaje, y después extender la mezcla con los dedos, evitando el contorno de ojos y los labios. Deja que actúe durante 20 minutos y retira con agua tibia, aunque el último aclarado mejor con agua fría.

Mascarilla para piel mixta y grasa

Esta mascarilla es perfecta para realizar una ligera exfoliación con la que retirar las células muertas, logrando así la hidratación necesaria para evitar la aparición de brillos. Mezcla en un bol una cucharada de glicerina líquida con dos de avena en polvo y unas gotas de agua de rosas. Remueve hasta que consigas una pasta de textura cremosa y aplica dejando que actúe durante 10 minutos.

Mascarilla para piel seca

El principal beneficio de esta mascarilla es que te hará sentir que tu piel es más flexible y luminosa, aportando también un extra de hidratación que siempre viene bien. Tritura un plátano que esté maduro y añádele dos cucharadas de glicerina líquida y una cucharada de miel. Puedes hacer la mezcla a mano o con una batidora, lo que te sea más cómodo.

mascarillas caseras de glicerina 2

Para poder aplicarla debes tener bien limpia tanto la cara como las manos, y después extenderla suavemente con los dedos. Si lo prefieres, puedes aplicarla con un pincel, pero debe ser plano y ancho. Deja que repose 20 minutos y retira con abundante agua fría.

Mascarilla antimanchas

Si sueles tener manchas en la piel, especialmente producidas por el sol o por el envejecimiento prematuro, esta mascarilla es ideal para aclararlas. Tienes que ser constante en su aplicación para que los resultados sean buenos. En un recipiente de cristal, mezcla una cucharadita de glicerina líquida, otra de miel y tres yemas de huevo. Remueve hasta que quede una pasta sin grumos y aplica con algún utensilio que te permita hacerlo con facilidad. Deja que actúe 15 minutos y retira con agua fría.

Mascarilla antiarrugas

Su principal beneficio es que proporciona hidratación extra a las pieles que lo necesitan, especialmente para reducir las líneas de expresión. Cuece una flor de Jamaica durante 6 minutos, escúrrela y mézclala con dos cucharadas de glicerina líquida, medio vaso de leche entera y una cucharada de aceite de oliva virgen extra. Aplica con cuidado y deja que repose 20 minutos. Retira con agua fía y después aplica tu crema antiarrugas habitual.

Como puedes ver, todas estas mascarillas caseras de glicerina se pueden preparar de manera muy sencilla, y por los resultados que ofrecen sin duda merece la pena hacerlas. ¡Haz alguna y cuéntanos los resultados!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *