4 motivos que te hacen estar cansada

mujer cansada1

Las mujeres actuales no tenemos tiempo casi ni de mirarnos al espejo. Las que somos madres no hace falta que diga el estrés diario que llevamos entre el trabajo, la casa, los niños, las extraescolares de los hijos, etc. Y las que no sois madres también os encargáis de llenar bien el tiempo entre gimnasios, estudios, trabajos, quehaceres diarios y un largo etc…vamos que estar cansada es una forma de vida. Y cuando llega la noche somos capaces de preguntarnos por qué estamos tan cansadas… ¡pero es que no es para menos!

Pero no sólo los quehaceres de la vida nos hacen estar agotadas, también existen otros motivos en los hábitos diarios que te harán estar cansada y que no sepas de dónde te viene tanto cansancio. A veces la falta de sueño o el ritmo diario no son los culpables porque existen más cosas que harán que tu energía disminuya considerablemente. No pierdas detalle porque apuesto que te quedarás sorprendida con alguno de ellos.

No hacer deporte

Aunque pienses que hacer deporte cansa es todo lo contrario. Las personas que hacen deporte por lo menos tres veces a la semana sienten menos fatiga que aquellas personas que tienen un estilo de vida mucho más sedentario. Si no haces deporte notarás menos energía, así que para no estar cansada… ¡a sudar haciendo ejercicio!

mujer cansada

No beber suficiente agua

No beber suficiente agua durante el día también provoca cansancio ya que la deshidratación disminuye la energía, el corazón trabaja menos eficientemente y además tus órganos internos reciben menos oxígeno. Así que ya sabes… ¡ a beber agua!

 No llevar una dieta equilibrada

Si en la dieta te falta hierro, nutrientes o vitaminas es probable que empieces a estar cansada, así que no dudes en controlar bien lo que comes y llevar una dieta lo más equilibrada posible.

No saber decir que no

A veces cuando más cansada estamos viene el jefe y nos pide que nos quedemos un poco más trabajando, o alguien nos pide un favor… y no sabes decir que no. Hay que ser asertivos y decir que no cuando no se quiere hacer algo porque del caso contrario te cansarás innecesariamente cuando tendrías que estar descansando.

¿Ya sabes cómo empezar a estar menos cansada?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *