Trucos para cuidar tu heladera

heladera.jpgMujeres con Estilo te trae diferentes trucos para cuidar tu heladera y que siempre este funcionando en óptimas condiciones.

Coloca la heladera lo más lejos de fuentes de calor, como un horno, radiador, anafe, calentador o una ventana por donde entre mucho sol, en el caso que no tengas lugar o espacio de correr tu heladera o apartarlo de las fuentes de calor, utiliza aislantes térmicos entre tu heladera y la fuente de calor.

Si tienes una casa de veraneo o te vas de viaja por un tiempo largo, te recomiendo que dejes la heladera desconectada la limpies bien y la dejes con las puertas abiertas. En el caso que sea una mini-vacaciones te convendrá dejar la heladera prendida pero sin alimentos que se echen a perder. Solo desconecta la función de hacer hielo en caso que tengas una heladera con esta función.

Evita la sobrecarga de alimentos en tu heladera, pues esto impide que circule libremente el aire frío para mantener los alimentos frescos. Siempre que guardes comida en la heladera, cúbrelos con alguna bolsa de nylon o un recipiente con tapa hermética, así evitaras que tu heladera se llene de olor o contamine de olor a otras comidas.

Cuando quieras descongelar tu heladera, nunca utilices aparatos eléctricos que emanen calor como el secador de pelo, ni tampoco utilices herramientas punzantes para sacar o quebrar el hielo. Solo desconecta la heladera y deja que se descongele sola.

No estés abriendo y cerrando la heladera todo el tiempo, saca solo lo que vas a necesitar de una sola vez, así evitaras que el motor trabaje de más.

Limpieza de la heladera

Limpia los compartimientos de la heladera regularmente aunque no sea necesario que lo deshiele. Apágala y desconéctala. Saque todos los alimentos y partes removibles. Limpia con una solución de 1-2 cucharadas de bicarbonato de soda en un cuarto de galón de agua tibia. Enjuaga y seca. Lava las parrillas de vidrio desmontables y las charolas o anaqueles de plástico en una solución de agua tibia y detergente; enjuaga y seca.

No laves el vidrio o plástico en agua caliente ya que se puede agrietar, especialmente si están fríos. Limpia la guarnición o junta de la puerta con agua con detergente. Enjuaga y seca.

De vez en cuando, limpia el compartimiento del congelador de acuerdo a las instrucciones que vinieron con tu heladera. Limpia el exterior de la heladera con una solución de agua con detergente. Enjuaga y seca. De vez en cuando puedes aplicarle una cera cremosa para electrodomésticos para proteger el acabado del exterior y facilitar la limpieza de manchas.

Para evitar olores o manchas dentro de la heladera, limpia rápidamente cualquier derrame. Varios de los plásticos que se usan para el interior del refrigerador se manchan fácilmente con fresas, moras y otras frutas similares, alimentos con colores artificiales y frutas y absorben y retienen los olores. Envuelve o tapa herméticamente los alimentos que guardes en el refrigerador y retire los alimentos viejos antes de que se echen a perder.

Estos plásticos se pueden ablandar a altas temperaturas, así que nunca les eche agua caliente o hirviendo. Varios productos químicos de uso para el hogar también los pueden dañar; por lo tanto, nunca los limpies con ceras limpiadoras, productos de limpieza en atomizador o cloro o blanqueador concentrado. Sigue las indicaciones del fabricante para limpiar las distintas charolas, parrillas, anaqueles de plástico, etc. Si no tienes el manual del fabricante, evítate problemas usando un detergente suave (jabón para lavar los platos) y agua tibia o una solución de bicarbonato de soda y agua para limpiarlo. NUNCA uses productos abrasivos como limpiadores en polvo o esponjas de fibra metálica puesto que estos plásticos se rayan fácilmente.

De vez en cuando, aspira (o cepilla) el polvo del condensador el cual generalmente está ubicado debajo de la rejilla en la parte inferior delantera (vea le manual para su ubicación e instrucciones). A la vez también, lava la charola de plástico que recoge el agua del deshielo automático y vuelva a colocarla en el mismo lugar.

Recuerda que los olores desagradables surgen a raíz del almacenamiento inadecuado de alimentos o a causa de alimentos que se han echado a perder.

Datos extraídos de

mnhomeofmyown


Un comentario

  1.   victoria dijo

    Una consulta, yo estuve usando para limpiar mi heladera limpiadores en polvo? Eso quiere decir que estuve dañando mi heladera en vez de cuidarla 🙁 ?
    Muy bueno el articulo, de ahora en mas dejare de usar esos limpiadores..

Deja un comentario