Elimina la celulitis con la Ensalada de Salmón

Ensalada de SalmónEl verano ya está a la vuelta de la esquina y te ha pillado con la celulitis y los “rollitos”. Si quieres ponerte el traje de baño y que todos se desmayen a tu paso, todavía estás a tiempo de perder grasa y bajar una talla con la Milagrosa Ensalada de Salmón que te proponemos. Además de económica es muy fácil de hacer. ¡Pruébala!

Tienes tres meses por delante hasta la llegada del verano para ponerte en forma y lo lograrás con ejercicio y recetas como la que te presentamos a continuación.

Ingredientes para 4 personas:

1 lechuga
1 manzana grande
1 tomate maduro dulce
50 gramos de salmón ahumado
Caviar o sucedáneo de caviar
Aceite
Sal
Pimienta
Perejil para adornar

Preparación:

Cortar muy fina la lechuga: cada hoja por la mitad y después en láminas finas. También cortar la manzana en dados pequeños igual que el tomate (ha de ser duro para que queden dados), teniendo en cuenta ser más generoso con la manzana que con el tomate, así el plato quedará más dulce. Es importante no cortar la manzana mucho antes de preparar el plato, pues puede oxidarse y coger un color feo.

Cortar a tiras pequeñas el salmón (del tamaño de la lechuga para no romper la textura del plato) y se puede aprovechar otros ahumados si dispone de ellos en la cocina (pueden añadirse anchoas si te gusta su fuerte sabor, pero escurréles el aceite antes). Mezclar esta base que hemos preparado suavemente de forma que queden enteros los ingredientes. Ponger encima de la ensalada, para adornar, unos trozos de salmón más grandes (con un poco de gracia) y una ramita de perejil en lo alto tal y como hace Arguiñano.

El plato queda fantástico si le añades un poco de caviar (en su defecto sucedáneo de caviar) en lo alto de las tiras de salmón que adornan. Si lo que usas es sucedáneo, te recomendamos que lo añadas también en la mezcla de la ensalada porque tiene un sabor exquisito.

Finalmente añada limón (no te pases), aceite (con moderación, sólo un chorrito), sal (recuerda que mucha sal retiene líquidos) y pimienta.

No dejar cortada la lechuga o aliñada mucho tiempo ya que se pocha y el plato pierde gracia. Hacer la receta inmediatamente antes de comerla. El salmón con el caviar (o sucedáneo) y la manzana es de un sabor sorprendentemente exquisito.

Puedes hacer esta cena tres días a la semana (puedes cambiar de ahumado o de pescado, por ejemplo con atún o pez espada desmigado esta receta es extraordianaria) y el resto de días cenar verdura y pescado a la plancha y recuerda caminar media hora cada día, olvídate de las escaleras automáticas y bebe dos litros de agua. Bajarás 2 tallas en un mes.


Deja un comentario